Saltar al contenido
Portada » Cómo quitar las manchas de lejía de las telas con 2 tips

Cómo quitar las manchas de lejía de las telas con 2 tips

  • por

Las manchas de lejía en las telas de color pueden ser un fastidio, pero no necesariamente una condena para tu ropa favorita. A menudo, cuando una prenda de color se mezcla accidentalmente con la ropa blanca o se mancha durante las tareas de limpieza, tendemos a pensar que la única solución es desecharla. Sin embargo, con estos dos consejos sencillos, podrás recuperar esas prendas y devolverles su aspecto original sin recurrir a tintes dañinos ni comprometer tu salud.

Consejo 1: Solución de Tiosulfato de Sodio

Uno de los enfoques más efectivos para eliminar las manchas de lejía de las telas de color es utilizando una solución de tiosulfato de sodio. Para ello, sigue estos simples pasos:

  1. Mezcla 250 ml de agua a temperatura ambiente con una cucharada de tiosulfato de sodio hasta que se disuelva por completo.
  2. Vierte la solución directamente sobre la mancha de lejía y deja que repose durante unos minutos.
  3. Lava la prenda con agua fría, evitando frotar la mancha.

Este método es especialmente útil para restaurar la coloración original de la tela sin causar daños adicionales.

Consejo 2: Mezcla de Alcohol y Vinagre Blanco

Otra alternativa eficaz implica la combinación de alcohol y vinagre blanco para tratar las manchas de lejía. Sigue estos pasos para lograr resultados óptimos:

  1. Mezcla cantidades iguales de alcohol y vinagre blanco en un recipiente.
  2. Humedece un paño limpio en la solución y aplícalo sobre la mancha con suaves toques, evitando frotar la tela.
  3. Lava la prenda con agua fría y repite el proceso si es necesario, hasta que la mancha desaparezca por completo.

Esta técnica ofrece una forma segura y eficiente de eliminar las manchas de lejía, sin recurrir a productos químicos agresivos ni deteriorar la calidad de la tela.

En resumen, con estos dos consejos prácticos y de bajo costo, podrás recuperar esas prendas de color manchadas por la lejía y extender su vida útil sin comprometer la salud ni la integridad de las telas. Experimenta con estas soluciones y redescubre la belleza y vitalidad de tu ropa de color.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *